x

3/26/2015

24h

Las horas negras me ponen del revés. Se me encogen las tripas y se me agrieta el guión, que cada vez es menos corazón, que cada día se vuelve más hueso. Aprendo a sentir asco del mismo suelo, y pienso qué pasaría si la tierra fuese cuadrada, si la cocina no estuviese en llamas y nosotros en las butacas mirando como imbéciles la función impuesta. Te destrozo el lienzo porque no sé pintar, porque no entiendo el cuadro, porque soy miope y porque me revienta. Me gustaría escribirte algo con cuerpo y cabeza, con saña y con ganas. Me piden algo que no tengo para exigirme algo que no quiero. Y mientras, a mí me gusta creer que lejos de aquí habrá alguien llorando por algo menos absurdo que nuestros diminutos problemas de críos, que los habrá riendo por algo que contenga más peso que un contrato laboral o un trabajo devuelto. Que se burlen de nosotros, de los esclavos del sistema auto-impuesto. Que no finjan orgasmos si no los tienen. Que no sonrían ante lo que les aburre.
Pasaron las elecciones hace unos días, y qué mas da. Yo sólo veo muertos y una apología del disfrute y de lo real que cada vez va quedando más atrás. Los aviones se estrellan pero la vida sigue. La mierda de hoy será la portada de ayer, al día siguiente caerán más capas y seguiremos comiendo y durmiendo igual. Lo que viene siendo el reciclaje de antaño. 
La buena noticia es que mañana me sobrará tiempo. La mala que ya no me quedarán lágrimas. Las habré gastado todas. 

3/08/2015

puede que no te quiera eternamente,
pero yo hoy te quiero para siempre
hoy me quedaría para siempre contigo,
lo haría convencida de que no existe mejor chico en el mundo que tú,
y probablemente estaría en lo cierto