x

10/23/2012

El infierno es para siempre, y yo todavía soy una niña. No estoy preparada para arder toda la eternidad- Paul Auster

He perdido la cuenta de mis noches de insomnio. De mirar fijamente el techo y sentir que estoy a dos palmos de estamparme contra el pladur y a la par ser consciente de que lo único que voy a conseguir a este paso será fundirme con él. He perdido la cuenta de la propia noción del tiempo y del espacio, de mis pupilas abiertas, de la ventana blanca y de las dos lentillas pegadas al iris. Nos van a dar las cinco y de pronto Ozzy Osbourne, el genio pirado, el demente mental, el tremendo tarado incomprehensible y seguramente mucho menos interesante de lo que yo misma me imagino. la gente que realmente tiene las narices de salirse de la gran burbuja y vivir una realidad paralela que acojonaría a cualquiera me gusta. Y no es sólo que me gusten, es que les odio. Me gustan porque son el espejo de lo que yo querría ser y a la vez les odio porque son el reflejo de la mayor condena social, del exilio más ridículo de la historia. Y conste que yo también creo que son otro mundo, porque es egoísmo a una escala mayor, hablamos de gente con un ego insuperable. El mayor chalado del rock drogado las veinticuatro horas del día como el tópico del artista de los años 80, como el desenfreno de todas las aceras de la capital, como el rey del libertinaje, el soberbio escándalo, el postre polémico en persona que te despierta en las páginas de unas memorias que seguramente la gran mayoría serán ficticias, vete tú a saber. Pero fuere como fuese, yo creo que le es fiel a su propia piel, le es honrado y devoto a lo que hoy en día llamaríamos alguien auténtico. El viernes en la oveja negra hablábamos de eso, y puede que influyese que llevase muchas más copas encima pero parecía que hasta las paredes se apuntaban al carnaval de las palabras bonitas. Parece que es imaginación mía el el papel discriminado de la mujer en el mundo actual, la conformidad en las rutinas de todos, los amores de plástico, la amistad mostrando sólo su preciosa cara. Me dicen que soy extremista y radical.. pero por qué somos tan incapaces de soportar el silencio? Como decía la Wallace en Pulp fiction ¿Porqué creemos necesario decir gilipolleces para sentirnos a gusto? Si te encuentras con alguien con el que no tienes nada de lo que hablar y a ninguno le apetece sacar tema, porqué narices hay que terminar sacándolo por educación? Qué mierda es eso de confundir hipocresía con educación? Y que me digan quién puñetas inventó eso de la estructura social, ese menú talla estándar estudiar-trabajar-formarfamilia-hacerseviejo-palmarla. Y porqué en esta sociedad el sexo es un tema mucho más tabú que otros, del cual no se puede hablar como se habla, por poner un ejemplo, de política? Y por qué no podemos ir desnudos por la calle si nos sale de las narices? Y por qué se ha impuesto la monogamia, que me lo expliquen, la monogamia es una auténtica mierda y desde luego carece de cimientos. Uno no puede casarse a los veinticinco como hacen muchos y seguir juntos hasta palmarla, es que debe de ser hasta insano! Y esa gente que está aburrida a más no poder con su vida y sigue en la brecha? Qué pasa, es otro tipo de suicidio moderno? Y esa gente que no conoce ni ha conocido en su vida el amor o al menos algo parecido a él, que no ha tenido una mínima historia, cómo narices siguen caminando? Aquellos que estudian una carrera ''por hacer algo'' son más que aquellos que estudian porque realmente les apasiona lo que les enseñan? Es cierto que la amistad entre un tío y una tía nunca llegará a ser tan profunda como la de dos tías sin que se distorsione su significado? La gente que cree en Dios, de verdad no se da cuenta de que la Iglesia es la mayor secta de la historia? Porqué hay personas que son incapaces de argumentar y se bloquean cuando les preguntas sobre sus creencias? De verdad el físico es tan importante como creemos? Qué es más importante, la amistad o el amor? Porqué la mayoría de los políticos son siempre tan feos y estúpidos? Por qué Madrid y Barcelona no entienden que son las dos mejores ciudades y no dejan de ponerse a parir? Quién reparte la suerte? Qué seremos y donde viviremos dentro de veinte años? Porqué no consigo dormir?
Se me está yendo. culpa de la hora y del rodaje de locos de hoy. la verdad es que no tengo ni idea. En realidad yo sólo estoy segura de algo (aparte de que mañana cenaré sushi en el supuesto palacio del señorito beyler) y es que todas estas estupideces  y este cabreo por no poder dormir de madrugada se esfumarán mañana por la mañana, como el insomnio, la migraña y otras tantas taradeces mentales. que somos tan críos que sabemos la mitad de lo que nos gustaría sobre amor política o vida. y que pese a muchos ídolos literarios musicales o cinematográficos, de momento los que estamos aquí y ahora somos nosotros. Asique está claro: sólo nos queda hacer futuro, 
a rastras con el pasado y grandes bailes por el presente